En Alemania Veolia renueva los códigos del mecenazgo

Con el fondo de las microdonaciones Pro Ehrenamt, la Fundación Veolia Alemania acompaña a los trabajadores del Grupo que desean dedicar una parte de su tiempo libre al voluntariado. Actualmente la Fundación estrena una nueva etapa de su historia. Desde el 2016 promueve el saber hacer del Grupo y busca desarrollar la cooperación y las colaboraciones a favor de acciones originales, directamente vinculadas a las actividades de Veolia.
Published in the dossier of Octubre 2017

Nueva estrategia para renovar el mundo

Después de dieciséis años de existencia, la Fundación Veolia Alemania evoluciona, paralelamente a su vocación tradicional de mecenazgo. Su objetivo es apoyar la innovación en materia de protección de los recursos hídricos, de eficiencia energética y de economía circular. La Fundación quiere tener un papel más activo, con iniciativas en línea con las actividades del Grupo. Según Fiene Berger, “Para nosotros la idea es ser capaces de identificar proyectos de envergadura que abriríamos a colaboradores externos, o incluso a otras fundaciones. Esto también implica que cada uno aumente sus donaciones.” La reflexión llevará el 2018 a la implementación de la nueva estrategia. Para más información: http://www.veolia-stiftung.de

 
> 2001 : creación de la Fundación
> 3,2 M € de donaciones asignadas desde el 2001
> 320 empleados implicados en el mecenazgo de competencias
> 430 proyectos solidarios apoyados, de los cuales 226 a través Pro Ehrenamt

Son bomberos voluntarios, aficionados entregados a su club deportivo, socorristas voluntarios, defensores de la naturaleza o monitores de actividades para jóvenes,... ¡En Veolia Alemania muchos trabajadores dan lo mejor de sí en su tiempo libre! Para acompañar estas vocaciones ciudadanas, la Fundación Veolia Alemania ha creado Pro Ehrenamt, un sistema de donaciones con un límite de 50.000 €/año. La idea es asignar 500 € a cada trabajador que justifique un mínimo de cien horas de implicación en una asociación. La donación sirve para cubrir gastos, como la compra de equipamiento o dispositivos de comunicación.

 

“Este principio de microsubvenciones promueve los valores de compromiso e implicación en la empresa”, indica Fiene Berger, directora de la Fundación. “En Alemania existe una cultura de voluntariado que queremos mantener, y también queremos dar nuestro apoyo a los trabajadores que trabajan como voluntarios para el bien común.” El programa, lanzado el 2014, registra un número creciente de candidaturas, paralelamente a la ampliación de su ámbito de aplicación. El año pasado, por primera vez, se subvencionaron 100 proyectos, que cubren la totalidad de los fondos asignados..